top of page

Juglares del siglo XXI: Germán Díaz x Benxamín Otero

13+1 canciones bonitas. conjunción de belleza, de tempo, de historia, de lenguajes más allá de las palabras. sin narrar un cuento, sin pretensión más allá de la belleza. así se define el disco 'Trece cancións bonitas' de Germán Díaz y Benxamín Otero. con sonidos de zanfona, de oboe, de corno inglés o de un órgano de barbaria. instrumentos de manivelas, instrumentos que te llevan esos tiempo medievales donde músicos y trovadores iban de pueblo en pueblo contando las historias que ahora vemos de antaño.


sin embargo, Díaz y Otero no se enfocan en contar una historia, sino en hacer unas canciones que suenen bonito. esas son sus 13+1 canciones. desde composiciones tradicionales hasta propias, pasando por Ledesma, Loibner, Mancuso o Galliano. los artistas crean casi sin querer un mundo propio donde la melodía te teletransporta a Galicia, al norte de León, al Bierzo, a Francia e incluso Alemania.


Disco Trece cancións bonitas de Germán Díaz y Benxamín Otero


track 001_ Je te veux

un vals francés, llevado por un instrumento cuyos acordes están marcados en un sonido engranado propio del órgano de barbaria. un ritmo alegre y hermoso, una inspiración que te hace bailar por el salón de tu casa casi sin querer, vaivenes que empiezan en tus oídos y terminan en tus pies.


escrito por Erik Satie, dedicado a Paulette Darty, cantante y actriz también de nacionalidad francesa. una adaptación de Jacques Pirard llevado al corno inglés y el órgano mecánico, dando una sensación de caja de música. un tesoro escondido en un cajón. le dieron cuerda, y empezó a sonar mientras danzaba un pequeña muñequita pelirroja vestida a la moda francesa del siglo XIX, con un pomposo vestido que se mueve al son de ese vals.

track 002_ Es un sombrero

"¿qué es este dibujo?", se preguntaron los adultos al ver al Principito dibujando. "es un sombrero", afirmaron. cuán lejos de la realidad estaban: ¿no veían que era una boa que se había comido un elefante?


Antoine de Saint-Exupéry mostró la mente imaginativa de un niño. Germán Díaz te traslada esta atmósfera, un niño dibujando su propio mundo en su asteroide, al son de una canción de zanfona y un oboe. una melodía divertida que nos devuelve a la infancia, a las cajitas musicales que abríamos para que nuestras mentes infantiles navegasen por ese mundo que perdieron los adultos.

track 003_ Rue de Bègles

volviendo de Austria, Germán Díaz compuso una melodía que dedicó a Lolita, acordeonista y gran amiga que vivía en Burdeos. una armonía que da banda sonora al empedrado de una calle, los recovecos escondidos entre los agudos de un oboe, con un sonido que recuerda a ese acordeón que acariciaba su amiga. la mezcla de instrumentos mágicos como el órgano de barbaria. un sonido que te invita a pasar y redescubrir esas calles por las que paseamos sin darnos cuenta de esos detalles que hacen que sea maravillosa, y por costumbre olvidamos observar.

track 004_ Muiñeiras de Inzenga

1888. 'Cantos y bailes populares de España'. publicados por José Inzenfa. con amor a las tierras gallegas, Díaz y Otero interpretan con gran armonía dos muiñeiras tradicionales. no resulta difícil imaginar un baile regional que acompaña a esta canción. mujeres con vestidos tradicionales, hombres también, y en una esquina, un oboe y una zanfona que marcan el ritmo y las melodías que les acompañan. un recuerdo bonito de la tradición, de la costumbre, de la raíz. la historia en clave de sol, la banda sonora del recuerdo de los pueblos norteños.

track 005_ Val de Viveiro

Inzenga no se limita a las muiñeiras, en este cancionero aparece un vals gallego llamado 'Canto del valle de Vivero'. la melodía melancólica que trae consigo el corno inglés y el aurephone. un instrumento mecánico, de manivela y lengüeta, procedente del siglo XIX, una reliquia que invita a visualizar una película en sepia, con un gramaje que le da una personalidad antiquísima. y en mitad de la pantalla, un lienzo que lleva a pensar en las gentes del valle trabajando la tierra. a los pastores llevando a sus ovejas. a un taller o incluso a la imprenta donde se produjo este cancionero.

track 006_ Ruedas de F. Olmeda

un poco más al sur, Federico Olmeda publicó el 'Cancionero popular de Burgos'. en estas partituras aparece un folclore castellano y burgalés. el vuelo de un insecto, una danza en 5/8, un ritmo rápido pero con sonidos eclécticos. estas son sus "ruedas", y este baile típico de la zona alta del Duero. una inspiración de lo que consigue una sincronización entre bailarines, elegancia, historia y movimiento. ni es necesario saber cómo eran las ruedas, las armonías dejan llevar la imaginación a un grupo en perfecta simetría, que baila al unísono, que se funden en uno con el ritmo que los acompaña en cada giro, cada paso, cada vuelta.


"Aunque me ves que canto, no canto yo. Canta la lengua, llora el corazón", así recita la copla que precede a la canción. que te traslada un sentimiento, una nueva imagen que se recrea en tan solo tres minutos.

track 007_ En todas as mans

esta melodía escrita por Germán Díaz es banda sonora de un documental con ese mismo nombre. la idea de Diana Toucedo, autora de éste mismo, es mostrar las realidades de dos montes entre Galicia y Portugal. une tema que no se limita a las hermosas armonías de la zanfona y el corno inglés. Germán Díaz entona con su voz en esta canción acompañado del clarinete bajo de Pablo Pascual.


melodías de bajos, con finales que extienden la última nota en un vibrato con un sonido envolvente. sacada de un tiempo inmemorial, narración de vidas de campos, de pueblos y de comunidad.un interrogante acorde a la historia que aún no nos cuenta Díaz. una parábola de lo nostálgico, de lo abstracto, de un paisaje de verde monte, con sus alturas, su fauna y un toque señorial digno de la naturaleza y sus gentes.

track 008_ Taraf

en el disco de Richard Galliano, Díaz y Otero escucharon un ritmo vertiginoso y frenético, un 7/8 que no deja indiferente. como la banda sonora de un videojuego. con una ínfula misteriosa inspirada por el corno inglés, que toca una sensación de agudos que hacen dudar de si eres tú o la melodía quien guía los pensamientos. la zanfona marca un compás que acelera. una banda sonora de una aventura en blanco y negro o de gráficos en 4k, es la danza mortal en la que héroe y villano se baten en un duelo de espadas, con sus fintas, sus cara a cara y piruetas para esquivar el filo del contrario.

track 009_ Der Leiermann

un poema de Wilhelm Müller que se interpreta bajo la melodía de Schubert. una fría calle en Alemania, bajo el viento frío que acompaña un cielo gris pizarra. la vía está desierta, nadie mira ni escucha tocar a un zanfonista solitario, que solo puede ser acompañado por los perros solitarios. como la vendedora de cerillas a quien nadie compra en un día invernal.

pero eso no importa. la música es magia, y aun sin público el artista sigue su melodía. porque no toca para ellos, sino para sí mismo, para la vida, para la calle. no importa nada más. aunque en su versión original, este era un canto melódico acompañado de un piano, la adaptación de Germán Díaz y Benxamín Otero sustituye estos clásicos por una zanfona y un corno inglés, que al unísono logran transmitir el soliloquio del artista callejero.


"Maravilloso viejo, ¿te acompaño? ¿Harás girar tu lira al son de mis canciones?", rezan estos versos alemanes del poeta. una petición que invita a quien lo escucha a acompañarlo en su viaje musical, en la tarde gris que rodea a un zanfonista que no es escuchado.

track 010_ Mercedes

un 3/8, melodía original de Valentin Clastrier para dos zanfonas. Sin embargo, una es sustituida por el oboe. esta adaptación parece salir de un baile en los salones de un palacete, donde doncellas y caballeros conversan conociéndose. estableciendo lazos entre cintas blancas y chaquetas celestes. puede ser desde un cuento de Disney hasta una escena de película de época, al estilo de la Inglaterra o la Francia de principios del siglo XIX.


no cuesta imaginar a Mercedes, una dama acomodada que sacan a bailar en ese palacete. que desganada espera su turno, o que se burla de la convicción social del casamiento. un comienzo tranquilo, una conversación ambigua. pero el caballero la ofusca en sus comentarios al ritmo que acelera la canción, que con desdeño muestra su expresión. tal vez la música acompaña al diálogo, o es la propia palabra la que moldea las armonías, los compases y hasta el más mínimo ostinato.

track 011_ Chifteli

una canción cantada, en la que palabra se confunde con el sonido peculiar de Germán Díaz. un canto difónico, que armonía con los imantados y metálicos sonidos de los instrumentos. una composición que honra a los hermanos Mancuso, músicos, grandes cocineros y amigos de los autores de 13 cancións bonitas.


una melodía embriagante, rota por los sonidos de un rasgado que conduce toda la melodía. y de pronto, una suave melodía de viento irrumpe en la canción. una base similar, en la que los sonidos armónicos crean un efecto que te atrapa, te hipnotiza y te extrae de la realidad. ese rasguño que roza en el oído, como una copa cuando encuentra su tono con la voz y vibra hasta romper. una melodía que no llega a romper, sino que te mantiene en vilo hasta su última nota.

track 012_ Alalá de Muxía

una versión a zanfona, oboe y caja de música de dos de las más conocidas alalás gallegas. melodía tranquila, una secuencia que no brinca, que mantiene una escala en constante vaivén, como un columpio entre los montes de Galicia. una energía verde que inunda, un poema que no tiene palabras, no porque no se hayan escrito, sino porque para esto no son siquiera necesarias.


los agudos que se entremezclan con la base. el oboe narrando, siendo vida en la constante natural de un prado, subiendo y bajando como si de una secuencia animada se tratase. relajado, elevado y tranquilo. una nana entonada por la brisa de un verso musical, que te arropa, te acuna y te calma.


track 013_ Si vas a París, Papá!

una letra de Álvarez-Díaz, con música de Oropesa y Ledesma. nos lleva a la España de los años 30. un órgano de barbaria y un oboe sintonizan la letra cantada por Germán Díaz. una melódica canción infantil que esconde la migración a París, el cuento infantil que afirma que los niños venían de la ciudad de las luces. a compás de un estribillo que narra el monólogo de un niño a su padre. una historia divertida, cómica y que te saca una sonrisa.


"si vas a París papá, cuidado con los apaches,

si en juerga de taxis vas, procura salvar los baches,

si vas a París papá, no comas foiegras de pato,

ni vayas al cabaret si quieres pasar el rato.

te irás al bazar y allí, un muñeco a mi tú me comprarás,

lo mismo que a mi hermanito,

si vas a París papá."

track 014_ Canto del Bierzo

también del cancionero de Inzenga, la última melodía de este disco, la +1 de las 13 cancións bonitas. 47 segundos que denotar una raíz común; el gallego con el castellano. una melodía concisa, melancólica y que lleva a los bailes del norte leonés. el broche de oro para cerrar esta playlist musical.


un disco en la que cada canción está hecha por y para la belleza. la evocación de instrumentos tradicionales, mecánicos y alejado de los sonidos modernos. un imán atrayente a todo ese público que, cansado de lo actual, quiere recrearse en una música juglaresca, que te lleva a un viaje en el tiempo y el espacio a través de 13 cancións.


en espacio en blanco, Germán Díaz y Benxamín Oteron nos mostraron las maravillas de su zanfona, instrumentos de manivela y el deleite de escuchar sus 13+1 melodías. Nos llevaron en una ruta por la belleza del ser, de la tradición y haciendo que todo suene como es: bonito.


una zanfona siendo tocada
Fuente: iStock

Entradas Recientes

Ver todo

留言


bottom of page